steam-machine

No habrá Steam Machines hasta 2015

La gran premisa por la que nació el proyecto de la Steam Machine fue aunar lo mejor del PC y lo mejor de las consolas. Se trata de una máquina para jugar con las posibilidades infinitas de un PC, incluida su expansibilidad y mejora de componentes, pero sin todos esos requerimientos en construcción y mantenimiento que pueden echar para atrás al usuario típico de consola.

Los gamers de consola quieren encender su máquina y jugar y con Steam Machine podrán. Además de contar con un hardware --según modelo-- apto para ejecutar cualquier juego al más alto detalle, dispone del mejor catálogo de juegos en su salida: todos los juegos Steam compatibles con Linux. Una de las características más innovadora y que más quebraderos de cabeza está dando a Steam es su gamepad. El mando es el ultimo y más importante encargado de transportar la esencia Steam del PC a la comodidad del sofá de tu salón. No solo ha de ser cómodo, bonito y todas esas características que pedimos a un mando de consola, sino que ha de estar adaptado a los muchos juegos del catálogo de Steam diseñados para jugar con teclado y ratón.

Debido a las pruebas que están realizando con jugadores profesionales y casuals y las necesarias mejoras en el gamepad, Steam ha decidido comunicar el retraso de las Steam Machines. Están recibiendo mucho feedback pero necesitan más, y todo ese feedback tiene que estar reflejado en cambios. Según Valve en la Steam Community Page, esperan lanzar las primeras Steam Machines a lo largo de 2015, cuando el mando esté perfectamente probado por todos los sectores de la comunidad gamer y sea idóneo para todos. Quieren un producto bueno y acabado perfectamente, y prefieren retrasar la salida de la Steam Machine si es el precio a pagar.