Ubisoft no sacaría un Assassin’s Creed por año si fueran malos

La franquicia de Assassin’s Creed muestra cada vez más señales de desgaste entre la comunidad de videojugadores, eso es relativamente conocido y los números lo dejan ver sin tanto embrollo. Sin embargo los últimos rumores en torno a esta saga, que comentamos apenas ayer, apuntan a que durante 2014 no tendremos sólo uno, sino dos juegos distintos en un movimiento que nos hizo plantearnos si todo esto no resultaba ya excesivo. Ahora Ubisoft ha salido a dar una declaración oficial en torno al ritmo de producción de sus juegos para esta franquicia, señalando que no lanzarían un Assassin’s Creed por año si los juegos fuesen decididamente malos, y que harían exactamente lo mismo que hicieron con Watch Dogs si el proyecto no fuera por buen camino.

Assassin’s Creed black flag

Todo surgió en una charla con los amigos de IGN, en donde Laurent Detoc, presidente de Ubisoft para la división de Norte América, señaló su postura sobre la franquicia y su proceso, aclarando que si a su juicio un juego nuevo de Assassin’s Creed se encontrará al 70% de su desarrollo al momento programado de su lanzamiento, lo que procedería para la compañía sería no comercializarlo, ya que dañaría la marca:

No voy a darte nombres de otros títulos porque tú los conoces tan bien como yo, pero si empiezas a hacer juegos que están apanas al 70%, aunque se trata de una gran franquicia, la gente eventualmente cambiará su opinión sobre esa marca y no la querrán más. Eso es lo que salva nuestra constancia. Hay 30 millones de personas o más que han jugado Grand Theft Auto, y por poner un ejemplo, tenemos 10 millones de personas jugando Assassin’s Creed. Cuando salimos con un nuevo juego al siguiente año habrá otros 10 millones interesados, ya sea por el planteamiento o el sistema de juego.

De acuerdo al planteamiento de Detoc, el supuesto ciclo de innovación constante de su franquicia es lo que va haciendo que la base de seguidores de la serie se incremente exponencialmente en cada nueva entrega, entre la suma de los fanáticos ya existentes y los nuevos agregados, aún así, las ventas parecen sugerir otra curva, así como la experiencia con el primer juego de esta saga, plagado de bugs y glitches. Para el ejecutivo y la compañía es clara su postura de que si el juego no se siente completo no lo lanzarán al mercado, pero eso tampoco implica que un juego al 100% de su desarrollo sea un título bueno.