No habrá Battlefield free-to-play en consolas, EA defiende a los gamers

La idea de un Battlefield free-to-play para consolas es algo que había estado circulando en la comunidad desde hace rato. Todas las tendencias apuntaban a la producción tentativa de este juego, ya que se trata del modelo predominante en el mercado. Esta saga se ha encontrado ya antes en escenarios similares, lo que sea que parezca que pueda producirle más dinero a la franquicia, no hace mucho la junta de inversionistas de Electronic Arts había puesto sobre la mesa la posibilidad de convertir a Battlefield en una serie de juegos anuales, como sucede con Call of Duty, a lo que los demás ejecutivos de la compañía se opusieron, con la finalidad de mantener la calidad de la serie, hoy la gente de EA ha vuelto a salir a favor de los fans, defendiendo el mantenimiento de esta saga como un juego tradicional en su versión para consolas, sin adoptar ningún tipo de free-to-play en el futuro cercano. Así lo declaró Patrick Söderlund, Vicepresidente ejecutivo de la compañía:

Battlefield free-to-play 2

¿Existen juegos para consola que serán free-to-play? Habrá algunos, seguro, pero también creo que estos serán diferentes de los juegos completos en su propia naturaleza. Creo que mucha gente prefiere pagar con un juego entero y tener acceso a todo. Y en realidad yo no usaría el término free-to-play, ya que de verdad no son gratuitos. Considero que estos modelos de negocios van a coexistir, algunos prefieren pagar 60 dólares para tener la experiencia completa. Cuando yo los pago por un Battlefield yo sé lo que estoy obteniendo, y creo que los videojugadores lo prefieren así.

El escenario que pinta Söderlund, en entrevista con MCV, es sensato, los dos modelos pueden habitar el mismo mercado, pero hay franquicias cuya naturaleza es óptima para este esquema de micropagos y hay otros que no, lo interesante aquí es que quien lo menciona es la propia gente de Electronic Arts, quienes durante el último par de años se han especializado en la producción de juegos móviles free-to-play, dejando intacto, relativamente, el territorio de las consolas. En su momento ya experimentaron con el Battlefield Play4Free en 2011, y aparentemente ha sido un factor para definir su postura. De acuerdo con Söderlund el mercado de consolas y el de teléfonos móviles es distinto, desde sus usuarios hasta sus ciclos de vida y costos de producción, lo que resultan factores determinantes mantener al free-to-play como un esquema altamente rentable para plataformas móviles, pero no para consolas necesariamente.