Black Ops, ¿la primera obra maestra de Treyarch?

Treyarch es una de las compañías de videojuegos más conocidas de la industria y es un caso extraño, porque hay que reconocer que todavía no han hecho una obra maestra. Esos títulos que marcan un antes y un después o se convierten en uno de los mejores del año. En fin, que por uno motivos u otros, han hecho juegos notables pero nunca sobresalientes; al menos desde mi punto de vista. Aunque esto puede cambiar próximamente con su Call of Duty: Black Ops, el cual está causando una muy buena impresión en quienes lo han probado.

Está claro que si son conocidos es exclusivamente por un motivo, y es por la franquicia Call of Duty. Aunque fue creada por Infinity Ward, Activision decidió que lo mejor era turnarles en las entregas para que cada año hubiera un Call of Duty en las tiendas, y que de alguna forma, la calidad del producto no se viera del todo comprometida. Porque en un año, es difícil hacer un buen juego, por no decir imposible.

Así que Treyarch siempre ha sido la otra, la que hacia los Call of Duty "malos". Mientras que los geniales Infinity Ward nos sorprendieron con juegos como Call of Duty: Modern Warfare, Call of Duty: World at War nos dejó un poco tibios. Así que las comparaciones eran inevitables, por muy odiosas que sean. ¿Pero sabemos en realidad quién es Treyarch? ¿Black Ops se convertirá en todo lo que promete?

Pero antes de hablar de sus juegos, vamos a bucear un poco en su historia. La compañía norteamericana se fundó en 1996 y fue comprada por Activision en 2001. La compañía está actualmente afincada en Santa Mónica (California). En 2005 se fusionaron con Gray Matter Interactive, con los que ya habían colaborado en Call of Duty 2: Big Red One. Gray Matter antes se les conocía como Xatrix Entertainment y en ese periodo desarrollaron varios juegos como: Kingpin: Life of Crime y Cyberia, entre otros.

Repasemos la historia reciente de la compañía norteamericana, con sus dos juegos más importantes, los últimos dos Call of Duty de Treyarch. El primero de ellos, es Call of Duty 3 que salió solamente para consolas (PlayStation 2, PlayStation 3, Wii, Xbox, Xbox 360). Esta fue una de sus grandes problemas. Al no salir para PC, donde la saga había nacido y crecido, los usuarios se sintieron traicionados. Pero el juego no era malo, tenía aspectos novedosos como puede ser: niveles de conducción o una serie de mecanismos jugables como si fueran minijuegos al usar determinados objetos o vehículos. Era una forma de incorporar novedades a juegos como Call of Duty 2 y Call of Duty, y creo que lo hicieron muy bien sin llegar a la excelencia; sobre todo con el poco tiempo para el desarrollo que tuvieron.

El último fue World at War, que tenía la difícil o imposible misión de igualar a Modern Warfare. El multijugador fue una verdadera copia del adictivo juego de Infinity Ward, esto no es nada malo, muchos juegos e incluso en otros géneros han copiado mucho de los conceptos e ideas que se inauguró en ese título. El modo campaña volvía a encuadrarse en la Segunda Guerra Mundial como era tradición en la saga, pero desde un punto de vista diferente, la Guerra del Pacífico en la que se enfrentaron en territorio asiático japoneses y americanos. La campaña tenía niveles muy bueno, geniales, pero otros no tenían la misma calidad. Una verdadera lástima, porque en esta ocasión tuvieron más tiempo y más que nunca, la lección magistral de Infinity Ward.

Aparte también se han encargado de alguno de los juegos de Spider-Man y el último juego de 007, Quantum of Solacle. En todas estas aventuras el resultado fue bastante peor que con la saga bélica. No hay nada que reprocharles, pues la verdad que han estado muy ocupados por los encargos de Activision, como la adaptación de juegos a diferentes plataformas. El ejemplo más notable es Call of Duty 4: Modern Warfare Reflex para Wii.

No es que Treyarch sean malos, que no lo son; lo que pasa es que Infinity Ward son tan jodidamente buenos, que cualquier cosa a su lado parece mediocre. Yo lo resumiría diciendo que son un buen equipo pero sin llegar al punto de los más grandes.

Así que Balck Ops es una gran oportunidad, para que Treyarch consiga reivindicarse y demostrar lo que valen. ¿Vosotros qué pensáis? ¿Conseguirá Black Ops estar a la altura de los Call of Duty de Infinity Ward? Yo quiero creer que sí, pero ya me he llevado muchos chascos.