Cómo perderlo todo por el Halo 3

Nada en exceso es bueno, ni siquiera los videojuegos. Y si no que se lo digan a toda esa gente que ha perdido su vida social por culpa de algún que otro MMORPG popularísimo.

Este desternillante vídeo musical nos cuenta la historia de un jugador obsesivo de Halo 3, que lo pierde absolutamente todo por echarse unas partidas en el Live. Y lo mejor es que parece no importarle lo más mínimo. Si sabéis un poquito de inglés debéis verlo, pocas veces me he podido reír tanto con un vídeo sobre videojuegos.

¡Además, la música es pegadiza!