La empresa norteamericana Microsoft ha publicado sus últimos resultados trimestrales correspondientes a la primera parte del curso fiscal. Lo más destacable es que la firma cuenta con una gran salud gracias al buen rendimiento de las ventas de la familia surface, aunque en esta ocasión Xbox 360 no ha repercutido en este crecimiento.

Surface

Nosotros nos vamos a centrar en la división de Dispositivos y Hardware de Consumo de Microsoft, que ha tenido una gran mejora respecto al mismo trimestre del año pasado, aunque en esta ocasión debido a las buenas ventas de la familia de tabletas Surface. La división ha experimentado un 37% de incremento respecto el mismo trimestre del curso pasado, donde las tableta Surface han contribuido a los 400 millones de dólares de ingresos. Curiosamente, Xbox 360, que anteriormente siempre ha contribuido con sus ventas, sólo ha conseguido distribuir a los comercios 1,2 millones de unidades, algo normal en vista del poco tiempo que queda para salir la nueva consola de sobremesa, Xbox One.

También conviene mencionar a la división de Dispositivos y Otros Consumos, que incluye los juegos first-party de la empresa y también el servicio Xbox Live. Esta división ha cosechado unos 1640 millones de dólares en ventas, lo que representa un 17% de incremento. Gran parte de esta cifra viene gracias a las ventas realizadas en Xbox Live que han mejorado un 25% respecto a hace un año.

La firma Microsoft en su totalidad ha ingresado 18.530 millones de dólares, un 16% más que el mismo trimestre de 2012.