¡No te pierdas nuestro contenido!

Seguramente aún os acordáis de aquella Xbox 360 con piel de cocodrilo. Pues el mismo tipo que se aburrió haciéndola ha mostrado esta nueva modificación, aún más espectacular si cabe.

Demostrando una vez más que la masilla y la pintura sirven para algo más que para disimular agujeros de la pared, ha dotado a esta consola de un recubrimiento trabajadísimo con la característica logo calavera de Gears of War. Además, por una vez las luces rojas no son un indicativo de que algo va mal.

Sé que el vídeo está un poco oscuro, pero en las fotografías de abajo podréis verla en toda su gloria.

Galería­ de imágenes

Enlace: Espectacular Xbox 360 Gears Of War